Close

Los barrios rurales denuncian el abandono que sufren durante la crisis del coronavirus

25 Mar, 2020

Los alcaldes de Garrapinillos, Montañana, Movera y San Juan de Mozarrifar, entre otros, y los vocales del PSOE de todos los barrios rurales exigen la constitución de un consejo virtual de representantes vecinales para ayudarles en la gestión durante el confinamiento. Critican la falta de desinfección en las calles o en los consultorios médicos. 

 

Alcaldes y vocales socialistas de los barrios rurales de Zaragoza han denunciado el “abandono” y la “falta de información” que están sufriendo por parte del equipo de Gobierno municipal PP-Cs durante la crisis sanitaria del coronavirus. Exigen a la delegada de Barrios Rurales, Paloma Espinosa, la constitución de un consejo virtual con todos los representantes de las juntas vecinales que les ayude en la gestión en el día a día de la pandemia y a través del cual puedan comunicarle las preocupaciones e inquietudes de los vecinos.

“Más que nunca, estamos en tierra de nadie.  Hay que solucionar los problemas de nuestros vecinos y estamos solos. Acuden a nosotros para obtener respuestas”, ha lamentado la alcaldesa de San Juan de Mozarrifar, Erika Fuertes, que ha abogado por que después de esta crisis se trabaje también en la ampliación de las competencias que actualmente tienen las alcaldías de los barrios rurales.

Los alcaldes de Garrapinillos, Montañana, Movera, San Juan de Mozarrifar, entre otros, y el resto de vocales del PSOE de todos los barrios rurales han mostrado su preocupación por la falta de desinfección de los consultorios médicos y los espacios públicos, como sí que se está haciendo en las calles de la capital aragonesa o en otros municipios próximos. “Sobre todo, es fundamental la limpieza del consultorio médico, donde cada día se ven enfermos. Es algo prioritario”, ha denunciado la alcaldesa de Montañana, Cristina Vargas.

Ante la falta de iniciativa todavía por el Gobierno municipal, algunos representantes vecinales han planteado incluso la posibilidad de que las Alcaldías asuman la contratación de esa limpieza con el fin de garantizar la seguridad de sus vecinos. “Tenemos medios y voluntarios suficientes y experimentados en estas labores para poder afrontar la desinfección de las calles de nuestros barrios, pero no nos dan la autorización. Los vecinos están preocupados por esta cuestión. Nos dicen que están limpiando algunas zonas, pero no vemos a nadie”, ha recriminado el alcalde de Garrapinillos, Mariano Blasco.

Estos y otros problemas, como los relacionados con la seguridad, los servicios públicos o el transporte, han sido recogidos por el grupo municipal del PSOE, que ha mantenido reuniones virtuales con todos los representantes vecinales y vocales del PSOE. Precisamente, el portavoz de Participación Ciudadana del grupo municipal socialista, Ignacio Magaña, ya solicitó hace días al consejero Javier Rodrigo, que se usen todos los “mecanismos u órganos que estén a su alcance” para fomentar la comunicación con todos los vecinos de la ciudad. “Hay herramientas para poder mantener informada a la ciudadanía. No solo a través del consejo de alcaldes, sino también del propio consejo de ciudad. Además, la portavoz socialista, Lola Ranera, ya registró hace unos días la petición de poder crear un órgano de gestión virtual de participación con los vecinos, como ya ocurre en otras áreas de gestión de la ciudad”, ha destacado Magaña.

Tanto Magaña como los alcaldes y vocales socialistas han agradecido la respuesta de todos los vecinos ante la medida de confinamiento tomada para frenar el coronavirus, pero creen necesario “no bajar la guardia” y han pedido también reforzar la vigilancia en sus calles. “Necesitamos la presencia de la policía local aunque sea de una manera disuasoria para que la gente no nos relajemos y sigamos respetando la cuarentena e incluso si pudiera ser, de la Guardia Civil”, ha subrayado la alcaldesa de Movera, Esperanza Calvano